Promover la recreación y el buen uso del tiempo libre de los ciudadanos de Los Realejos es una tarea primordial para el Consistorio en tanto que, con ello se incrementa nuestra calidad de vida. Los Realejos ofrece un amplio abanico de actividades deportivas dentro de su red de instalaciones municipales y privadas. Hoy, más que nunca, se puede certificar que quien no hace deporte o ejercicio físico en nuestro pueblo es porque no quiere. Los Realejos progresa como ciudad del deporte, tal y como se puede comprobar no sólo en las propias instalaciones, sino también en sus deportistas.

Desde la experiencia que me ha aportado unos cuantos años dedicado al deporte, confieso que soy un absoluto devoto del deporte base, hablo del deporte dirigido a todos, independientemente de las edades; deporte donde los objetivos no pasan prioritariamente por la fijación y obtención de resultados, sino en donde la finalidad reside en alcanzar metas que tengan que ver con mejorar la integración social, la adquisición y perfeccionamiento de habilidades técnicas, así como el aprendizaje de tácticas individuales y colectivas de las distintas disciplinas del deporte. Sólo así se logra que en el futuro, aquellos que sientan la llamada del deporte élite, puedan evolucionar deportivamente hacia otros niveles de exigencias.

Nadie puede negar que Los Realejos siempre ha sido un referente para el deporte de nuestra isla, por ello, para poder perpetuar ese legado, hay que garantizar el éxito de las actividades recreativas a las que me refiero; avalar el éxito del deporte base. Y para ello hace falta una acertada programación y planificación, no cabe la improvisación. El primer paso, el cimiento, debe estar en formar y preparar a un muy alto nivel a nuestros entrenadores, monitores y animadores deportivos, dar capacitación y cualificación técnica a aquellos que, en definitiva, van a ser los que dirijan a pie de cancha, pista, terrero o incluso plaza pública a nuestros deportistas.

Un entrenador que quiera progresar debe estar en continuo reciclaje, los conocimientos técnicos sobre el deporte avanzan, y nosotros tenemos que subirnos a ese tren y progresar junto a ellos. Debemos dar oportunidad a nuestros entrenadores, monitores y animadores deportivos para que puedan cubrir sus lagunas formativas.

Una de las primeras medidas sería continuar, pero de una forma más frecuente y de calidad, con la organización de charlas, cursos y jornadas de formación y actualización para técnicos deportivos en nuestro municipio. Así mismo, crear una biblioteca municipal deportiva –cuando menos una sección deportiva-, donde cada disciplina tenga su correspondiente apartado, y a donde se pueda acudir para consultar las últimas ediciones de revistas especializadas –importantísimo- así como libros –incluso vídeos- y prensa deportiva. Esta es una manera más de que nuestros técnicos, monitores, deportistas y público en general estén, sin esfuerzo aparente, en continuo reciclaje. No me cabe la menor duda de que así favorecemos su mayor y mejor formación profesional, que lógicamente repercutirá en la mejora de nuestros deportistas.

foto-logo

youtube-logo

Prensa-logo

 youtube1

youtube2

youtube3